Archivo de la etiqueta: parque de atracciones con niños pequeños

Visitar el Parque de Atracciones de Madrid con niños pequeños

Nickelodeon Land

Acabamos de estar en el Parque de Atracciones, y he pensado que os puede interesar la idea a más de uno. No fui pensando en escribir este post, así que solamente os pongo fotos de alguna cosilla. Así no os lo descubro todo, y dejo algo a la sorpresa, ¿os parece? Si vivís en Madrid podéis acercaros a conocerlo, y si venís de vacaciones es un buen plan con niños. Sabía que la zona infantil del parque se estaba reformando y que abría esta primavera, y la verdad es que me apetecía un montón ir a ver que tal. Ya os adelanto que la nueva zona infantil (Nickelodeon Land) nos ha gustado un montón, las peques se lo pasaron genial.

Ya al entrar pudimos saludar a Bob Esponja y a Dora. Las peques tienen ahora dos y cuatro años, y verlas correr para abrazarlos ya valió por el día entero. Bombón2 se abrazaba a sus piernas y no había forma de que mirase a cámara. En todas las fotos con los personajes sale de espaldas, ¡vaya suerte tienen estos muñecos!. Mirad cómo os llama Bob, ¿a que es simpático?

Saludo de Bob Esponja

Recorrimos todas las atracciones. Algunas son nuevas, y otras se han reinventado, y la verdad el resultado es genial. Una dosis de color importante que le han dado como fuerza a esta zona del parque. Y os lo digo yo, que no soy muy fan precisamente de estos dos personajes. Además de Dora y Bob Esponja hay atracciones de otros personajes Nickelodeon, aunque ellos son la estrella, por supuesto.

Padrinos voladores, la casa de Bob Esponja, Nickelodeon Express, globos locos, cazamedusas de Patricio, magneto de Jimmy Neutron, saltarín, al bosque con Diego, son algunas de las atracciones que visitamos.

Globos locos

Bombón2 tuvo mucha suerte porque mide justo, justito, 90cm que es el límite de la altura para subir en las atracciones acompañada por un adulto. Hay atracciones nuevas, como los globos locos…

Globos locos de botas

O atracciones que han adaptado como la de los coches antiguos, ¿os acordáis? Ahora se accede por esta estación tan bonita.

Dora's yelow house

Y estos son los coches que vemos dentro. Los coches antiguos con sus bocinas han dado paso a estos Jeep tan chulos. ¿El circuito? Sigue siendo el mismo, aunque ¡cualquiera lo diría! Eso sí, tengo que decir que echo en falta la bocina, o algo para hacer un poco de ruido. Señores del Parque, ¡a los peques les encantaría!

Jeep la aventura de Dora

Estuvimos hasta la hora de la comida explorando parte de la zona nueva. Para comer hay bastantes opciones en el parque, y además si lo preferís, hay una zona donde podréis disfrutar de un picnic casero.

Después de comer, fuimos a visitar la casa de Bob Esponja. Es genial cuando el mismísimo Bob Esponja sale a la puerta para recibirte. Eso sí, me pareció una pena que dentro no se puedan sacar fotos… porque la foto te la hacen ellos y se vende luego. He estado en otros parques donde te hacen muchísimas fotos en distintas atracciones, pero donde tu también puedes sacar tus propias fotos y he comprado y he visto comprar también muchas fotos, incluso para regalar a la familia. Pero bueno, al margen de esto, la visita a la casa es un momento chulísimo para los peques. ¡La piña de Bob Esponja!

¡El vive en la piña debajo del mar!

Mientras Bombón2 dormía una siestecita para reponer fuerzas, estuvimos viendo el espectáculo Kangreburger Party. Aun nos quedaba un buen rato de diversión, aunque las pilas se nos iban acabando. Conocimos a las Tortugas Ninja, a Patricio y Calamardo… Y nos estuvimos haciendo unas cuantas fotos en los Juegos del agua, una fuente super bonita que han hecho para que los peques se refresquen un poco. El otro día no funcionaba, supongo que están esperando a que apriete más el calor.

Hay animaciones en la calle, y más atracciones fuera de esta zona que también son para los peques. En total, hay opciones de sobra para pasar un día entero con los niños. Siempre que voy me encanta subir en el tiovivo. Me chifla pensar que es el mismo en el que yo subía cuando era una niña. En realidad es ya super viejito… ¡lo hicieron en 1927!

Tiovivo, año de construcción

Fui a pasar el día con las peques, para que lo pasasen en grande, y creo que lo conseguí. Cuando nos íbamos del parque, la mayor se iba llorando. Y la peque salió llamando a gritos a Dora, porque quería darle otro beso de despedida. Esa noche dormimos todos fenomenal, no se puede pedir más.

La nueva zona del parque lleva poquito abierta, pero me encantaría que me contéis lo que os ha parecido cuando la conocisteis. Y si aún no habéis estado, ¿os animaréis? Venga, que sabéis que me chiflan vuestros comentarios, no me dejéis con la duda.

A %d blogueros les gusta esto: